¿Quiénes son tus

¿Quiénes son tus "compañeros" de fuera del trabajo?

Lunes, 19 febrero 2018 | Brenda Rodríguez López

Un empresario que intenta impulsar su negocio, un desempleado que busca trabajo, un directivo que quiere establecer contactos en el exterior, un trabajador inexperto que necesita ayuda,... Son muchas las personas que utilizan su red de contactos para progresar en su carrera profesional. Los compañeros de trabajo no solo se sientan a su lado en la oficina, algunos se encuentran fuera del edificio. El "networking" es una estrategia de impulso profesional cada vez más necesaria en este entorno en continuo cambio. ¿Cómo y por qué encontrar a esos "compañeros" de fuera del trabajo?

 

Seguro que has escuchado hablar en alguna ocasión acerca de la teoría de los seis grados propuesta por Frigyes Karinthy en 1929, una hipótesis que el escritor húngaro expuso en su relato Chains acerca de la conexión de todas personas del mundo a través de una cadena de contactos con no más de cinco intermediarios y solo uno de ellos conocido. Duncan Watts, profesor de sociología en la Universidad de Columbia, desarrolló y completó esta idea en su libro Six Degrees: The Science of a Connected Age. Según esta investigación, gracias a las nuevas tecnologías y con solo seis "saltos" se podría enviar un mensaje a cualquier persona en el mundo.

Nuevos estudios como el llevado a cabo por Facebook han reducido incluso más el número de grados necesarios en esta ecuación, ahora la distancia entre dos desconocidos es de poco más que tres contactos. Es difícil no establecer una relación entre esta teoría y el networking y meditar acerca del potencial que pueden tener la red de contactos en el futuro de cualquier carrera profesional. Prueba de ello es el peculiar proyecto llevado a cabo por Michiel Das. Este joven belga especializado en marketing se quedó sin trabajo y tuvo la idea de monitorizar el viaje de sus tarjetas de visita. Lo que empezó como un pequeño experimento supuso la gran palanca de impulso que le permitió a Das conseguir un puesto de trabajo soñado en un momento de incertidumbre y marcado por la crisis.

¿Cuidas a tus "compañeros" de fuera del trabajo?

El trabajo en equipo, el compañerismo o el respeto son ingredientes claves en las relaciones laborales. Un buen clima laboral es síntoma de la buena salud de una empresa. Por norma general y salvo algunas excepciones –trabajadores que sufren el síndrome de "burnout", trabajadores desmotivados o acosadores–, la mayoría de profesionales intentan cuidar las relaciones que establecen en el trabajo. Sin embargo, muchos de ellos amparados por la excusa de la falta de tiempo, de necesidad o de utilidad olvidan el cuidado y mantenimiento de su red de contactos en el exterior.

El mundo laboral está inmerso en un proceso de cambio continuo impulsado por la transformación digital, lo que ayer era imposible hoy es costumbre. No solo el entorno está cambiando, los propios profesionales están siendo testigos de la metamorfosis del concepto trabajo que ahora se presenta más flexible e independiente pero menos estable. Aquellos que hoy son sus colaboradores, amigos o conocidos, mañana pueden ser sus clientes, empleadores o proveedores. Las relaciones que se establecen fuera del trabajo estos días, pueden servir de herramienta de impulso en un futuro cercano.

¿Quiénes son tus

No me interesa, ya tengo un trabajo estable...

Linkedin es la plataforma de networking digital por antonomasia, también un fiel reflejo de cómo nos comportamos muchas veces dependiendo de si nos encontramos en "búsqueda activa de trabajo" o no. Una de las primeras cosas que muchos usuarios dejan de lado cuando encuentran un puesto de trabajo estable es el cuidado de su perfil en esta y otras plataformas. Sin embargo, su reputación digital no se borra; abandonada y vacía sigue representando su imagen en la Red para el resto de usuarios. En el plano físico, ocurre lo mismo. Es posible que muchos profesionales se aferren a la idea de que ya tienen un trabajo estable y una posición fuerte en su parcela de mercado, pero ¿qué imagen proyectan en el exterior si nadie les ve?

Más allá de las consecuencias que pueda tener la falta de cuidado de la marca personal, abandonar o descuidar la red de contactos personal, bien sea en el plano digital o físico, supone una pérdida de oportunidades. El networking no solo es útil para encontrar trabajo, pone en contacto a personas que pueden ayudar a un profesional a crecer y situarlo bajo el foco. Estos contactos pueden además constituir un flujo importante de ideas, aportar feedback, ayudar a posicionar y dar visibilidad a su marca,  apoyar sus proyectos, expandir su negocio o ser incluso relevantes en su futuro laboral.

¿Cómo conocer a esos "compañeros" de trabajo?

Construir una red de contactos implica algo más que agregar un contacto en una plataforma digital o guardar un número de teléfono en la agenda, se necesita constancia, dedicación y tiempo. Ese último es precisamente el obstáculo que frena a muchos profesionales. No obstante, el networking se puede practicar de muchas formas, asistiendo a eventos, ferias y conferencias, tomando un café con un contacto de interés o a través de plataformas digitales como Linkedin o Twitter. Una buena planificación o el establecimiento de una rutina puede ayudar a minimizar el impacto que tenga el networking en la vida diaria del profesional, pero para obtener buenos resultados es necesario que este le dedique algo de tiempo.

En los entornos VUCA, los profesionales tienen que hacer frente a cambios constantemente y su capacidad de aprendizaje –learnability– será clave para que logren superar sin miedo estos obstáculos y puedan evolucionar profesionalmente. El capital relacional puede ser de gran ayuda a la hora de alcanzar ese estado de aprendizaje continuo. En los encuentros de networking los profesionales tienen que estar dispuestos a realizar una escucha activa, tomar notas si es necesario y aprender de la interacción con otros profesionales. Hablar sobre un tema que no se domina o no ir preparado a estos encuentros son errores habituales. Nuestro consejo para que comiences en el mundo del networking es que seas natural, estés abierto a la participación y mantengas siempre una actitud profesional a la vez que amable:

  • Prepárate antes de acudir a un encuentro
  • Establece objetivos claros y definidos
  • Formula preguntas abiertas y complementarias
  • Aprovecha el tiempo en los encuentros: llega temprano, relaciónate en los descansos, intercambia ideas,...
  • No olvides el "poder" de las tarjetas de visita (ni el ejemplo de Michiel Das)
  • Trata de aportar tu valor personal a la red de contactos que vayas creando
  • Cuida la imagen que proyectas tanto en el plano digital y como físico y combina esos dos tipos de networking
  • Pierde la timidez, se proactivo
  • No abandones a tus contactos, se constante y paciente
  • Establece relaciones equilibradas en las que pidas, pero en las que también des

En CEU IAM creemos en el networking y, por ello, organizamos a lo largo del año diferentes eventos y jornadas con expertos en materias como finanzas, RR. HH., marketing, sector inmobiliario o compliance entre otras. Te invitamos a que visites nuestra sección de eventos donde podrás encontrar espacios donde empezar a poner en práctica estos consejos y ampliar tu red de contactos.

Esta página web usa cookies.

Este sitio web utiliza cookies para analizar el tráfico, personalizar preferencias de contenido y ofrecer funciones propias de redes sociales. También compartimos información sobre el uso que hagas de nuestro sitio web con terceros (redes sociales, publicidad y análisis web). Puedes modificar el uso de dichas cookies en la siguiente configuración.

Permitir todas las cookies